Vistas a la página totales

miércoles, 6 de marzo de 2019

Sobre el bautismo de Jesús.



Creo que los textos sumamente complicados para entender, son aquellos que hablan del bautismo de Jesús. Sin embargo, mis estimados hermanos y amigos, dicha complejidad es por no leer con cuidado lo que los textos dicen; y en lugar de esto, considerar comentarios que tienen como fuente de apoyo la especulación, o ejercicios de interpretación incorrectos. 

Para que entendamos lo relativo al bautismo de Jesús, debemos tener en mente dos preguntas importantes. 

1. ¿Por qué fue bautizado Jesús? 

2. ¿Para qué fue bautizado Jesús? 

Es muy importante que, al leer los textos sobre el bautismo de Jesús, usted tenga en mente estas dos preguntas. Lamentablemente hay muchas personas que no saben distinguir entre "por qué" y "para qué". La frase, "por qué", indica "causa", "razón" o "motivo". Mientras que la locución adverbial, "para qué", indica "propósito", "finalidad".

Cuando Jesús vino para ser bautizado por Juan, dice Mateo 3:14 que "Juan se le oponía, diciendo: Yo necesito ser bautizado por ti, ¿y tú vienes a mí?".  Entonces, Jesús le respondió, “Deja ahora, porque así conviene que cumplamos toda justicia” (Mateo 3:15).  Esta respuesta de Jesús es significativa. En ella leemos sobre la razón por la cual Jesús debe ser bautizado. La palabra "porque", siendo una conjunción, subordinada, causal, indica la razón por la cual Jesús debe ser bautizado. ¿Por qué? "PORQUE así conviene”. Reitero, ¿POR QUÉ debe Juan bautizar a Cristo? PORQUE así conviene. Entonces, las palabras de Cristo explican LA RAZÓN de su bautismo, y NO el PROPÓSITO (PARA QUÉ). Usted sabe distinguir entre “POR QUÉ” y “PARA QUÉ”, ¿verdad? Bueno, ¿“por qué” fue bautizado Jesús? “Porque así conviene que cumplamos toda justicia”. Se trata de "cumplir" con la "justicia" de Dios. ¿Qué significa esto? Dado que se trata de "cumplir", el asunto tiene que ver con la "obediencia" de Jesús a los mandamientos de Dios.  Es vital entonces siempre recordar que la justicia y la obediencia a Dios son inseparables (cfr. Deuteronomio 6:25; Génesis 15:6; Santiago 2:22-23).  Es así que, Jesús, “estando en la condición de hombre, se humilló a sí mismo, haciéndose obediente” (Filipenses 2:8). Él siempre se sujetó al Padre (“no se haga mi voluntad, sino la tuya” – Lucas 22:42).  Su obediencia siempre fue un asunto fundamental para él. En Juan 4:34, él dijo, "Mi comida es que haga la voluntad del que me envió, y que acabe su obra". En el capítulo 5, verso 30, declaró, "No puedo yo hacer nada por mí mismo; según oigo, así juzgo; y mi juicio es justo, porque no busco mi voluntad, sino la voluntad del que me envió, la del Padre".  Entonces, cuando él fue bautizado, cumplió con la justicia de Dios. Él aprobó lo que Dios mandó por medio de Juan, y así, se SUJETÓ al Padre OBEDECIENDO; fue bautizado como todos los hombres. POR ESO fue bautizado, porque mostró su OBEDIENCIA A DIOS. El bautismo de Juan era de Dios, y al ser bautizado por Juan, Cristo se sometió, obedeció a Dios (cfr. Mateo 21:25; Lucas 7:29)

Ahora, bien, ¿PARA QUÉ fue bautizado? Esta pregunta tiene que ver con el PROPÓSITO de su bautismo, no con la razón o motivo de su bautismo. La respuesta a esta pregunta no está en Mateo, sino en Juan. Entonces, ¿PARA QUÉ fue bautizado? La Biblia dice: “PARA QUE FUESE MANIFESTADO A ISRAEL, por esto vine yo bautizando con agua” (Juan 1:31).  Si Jesús hubiese rehusado el bautismo, entonces nunca habría sido MANIFESTADO A ISRAEL.  ¿Y qué es lo que se tenía que MANIFESTAR A ISRAEL en su bautismo? Que él es EL HIJO DE DIOS (v. 34 – “Y yo le vi, y he dado testimonio de que ÉSTE ES EL HIJO DE DIOS”). Por eso, cuando fue bautizado, dice Mateo 3:17, “Y hubo una voz de los cielos, que decía: ESTE ES MI HIJO AMADO, en quien tengo complacencia”.  Cuando Jesús fue bautizado, se CUMPLIÓ EL PROPÓSITO por el cual sería bautizado, es decir, PARA MANIFESTAR A ISRAEL QUE ÉL ES EL HIJO DE DIOS.

En resumen: ¿POR QUÉ tenía que ser bautizado? Porque era necesario cumplir toda justicia, mostrando así su obediencia al Padre. ¿PARA QUÉ tenía que ser bautizado? Para manifestarse a Israel como el Hijo de Dios.

Como vemos, es mejor seguir la explicación bíblica, que opiniones fundamentadas en hipótesis, o en suposiciones. El tema del bautismo de Jesús no es difícil, cuando es entendido solamente a la luz de lo que la Biblia dice.